El terrible Crímen de la familia Lawson.

366

Germanton es una localidad en Carolina del Norte, donde sus habitantes viven de manera tranquila y apacible, y en vísperas de Navidad la amabilidad y festividad suele apropiarse de ese pintoresco lugar, pero la Navidad de 1929 no fue así, y los habitantes de éste lugar fueron testigos de uno de los crímenes más horrorosos de su historia, ya que un hombre asesinó a toda su familia; este hombre era Charles Davis Lawson; Charles se casó con Fannie Manring, una joven 20 años menor que él en 1910, los primeros años del matrimonio fueron muy felices, ambos trabajaban en una granja y Charles seguía los pasos de sus hermanos quienes se dedicaban a la cosecha de tabaco, al poco tiempo la familia se agrandó con la llegada de su primera hija, Marie y de ahí siguieron la llegada de sus otros 6 hijos, las cosas parecían marchar bien y quienes los conocían decían que todos eran sociables y nobles, días antes de la navidad de ese año 1929, Charles llevó a su familia a comprar ropa nueva y a tomarse un retrato, el 25 de diciembre de 1929, las niñas Carrie y Maybell fueron enviadas a la casa de sus tíos para pasar la tarde, esa fue la última vez que las vieron con vida, pues a su regreso su padre las esperaba cerca del granero donde guardaba el tabaco y cuando las pequeñas le dieron la espalda para salir del granero Charles les disparó y para asegurarse de que estuvieran muertas las golpeó con una piedra, tras matarlas regresó a la casa y mató a su esposa Fannie de un disparo mientras estaba sentada en el porche, los sonidos alertaron al resto de los niños quienes intentaron esconderse pero no tuvieron suerte, Charles los encontró y mató uno a uno, siendo la última víctima la beba de cuatro meses a quien mató a golpes. Luego de cometer los crímenes, Charles se fue al bosque y se suicidó; el único sobreviviente de la familia fue Arthur, de 16 años, quién no se encontraba en la casa pero a su regreso tuvo la terrible tarea de encontrar los cuerpos de su madre y hermanos. Los restos de su padre fueron descubiertos en el bosque, en medio de un sinfín de sus propias pisadas. El motivo del homicidio sigue siendo hasta el día de hoy una incógnita, no se sabe que pasó con Charles quién aparentaba ser un hombre de familia, bueno y trabajador, ningún miembro de la familia parecía conocer los motivos y solo el hermano de Charles dio cuenta a los medios de algunos datos de la familia ya que convirtió la casa de la familia en un centro de atracción en la que hasta exhibía en una vitrina de cristal la torta que había horneado Marie para celebrar la Navidad. Con el tiempo la casa fue derribada, sin embargo, muchos aseguran que el terreno quedó maldito y dicen haber visto a los espíritus de los niños. El terrible crímen de la familia Lawson aún retumba en la localidad y de sus apariciones no se sabe si son una leyenda o suceden en realidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.