Los fantasmas de la ciudad de Pyramiden.

58

Las minas abandonadas de Pyramiden, en Noruega es un vestigio de la Unión Soviética en la isla de Spitsbergen, tomó su nombre de la forma de la montaña, en 1926 los rusos la compraron y crearon una comunidad que funcionaba de manera independiente, era una gran Ciudad que tenía como empresa cerca de 1000 empleados; y así funcionó hasta finales de 1990 cuando la mina cerró y se abandonó la ciudad, a principios de la década de 1990 había 130 casas, 60 km de pozos y algunos lugares curiosos como el hotel y la piscina más septentrionales del mundo, el antiguo hotel reabrió sus puertas y hay quien se acerca para ver los vestigios de la arquitectura soviética de aquella época y comprar las reliquias y recordar los viejos tiempos de esplendor, el 1 de Octubre de 1998, 600 habitantes abandonan la ciudad apresuradamente y atrás dejan hasta la comida en el plato y todas sus pertenencias, fue tan rápido que en 20 horas no quedaba nadie en la Ciudad como si una catástrofe se aproximara o como si un virus alienígena congelado en el hielo durante miles de años hubiese despertado, actualmente solo 15 personas habitan en ésta Ciudad, y lo hacen durante el verano pero en invierno solo 3 habitantes pernoctan en el frío lugar, a pesar del paso del tiempo todavía se puede ver en las fachadas de las viviendas los cajones del “aire acondicionado” que sobresalen en sus ventanas, en la plaza central se encuentra un monumento cimentado a los pies de un vagón cargado de carbón sobre unos rieles, el carbón era el motor del comunismo, y también se encuentra una figura de Lenin que emerge al final de las calles principales como si desde ahí lo pudiera vigilar todo, actualmente esta ciudad fantasma es visitada por muchos turistas, y en algunas ocasiones logras encontrar osos polares, pero definitivamente el hecho de llegar a este lugar y ver todo en total abandono pero tal y como quedaron el último día, crea un ambiente perfecto para una película de terror, una sala de cine, cuyos cientos de películas ahora se pierden en los suelos de una segunda planta junto a un viejo proyector, calendarios antiguos, sillas y mesas deterioradas por el paso del tiempo o aparatos de calefacción completamente inservibles, serán parte de este paseo fantasmal, caminar por la Ciudad hace sentir a los turistas como si fuesen observados, pero nadie se mueve en sus calles y ningún ruido las perturba, lo que si resulta perturbante es la duda de no saber qué llevó a toda una población de 600 personas a abandonar una ciudad modelo revolucionaria en un área excepcional del planeta en apenas 20 horas hasta tal punto de dejar los cubiertos sobre el plato mientras estaban comiendo, la respuesta no se conoce pero hay varias teorías acerca de virus alienígenas, extraños seres de las montañas e incluso experiencias paranormales, la realidad no se conoce pero lo que si se conoce es que este lugar tiene presencias fantasmales y actividad paranormal y los turistas han dado testimonio de estos hechos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.